CONFIANZA EN TIEMPO DE DIFICULTAD*



Aunque la higuera no florezca, ni en las vides haya frutos, aunque falte el producto
del olivo, y los labrados no den mantenimiento, y las ovejas sean quitados de la
majada, y no haya vacas en los corrales; con todo, yo me alegraré en Jehová, y
me gozaré en el Dios de mi salvación
(Hab. 3: 17, 18.)

Los hijos de Dios pueden gozarse en todas las cosas y en todo tiempo. Cuando
vienen problemas y dificultades, creyendo en la sabia providencia de Dios, podéis
estar gozosos. No necesitáis un feliz vuelo del sentimiento, sino que por fe podéis
descansar en las promesas y elevar un himno de acción de gracias a Dios. . .

De las paredes de la cámara de la memoria deben colgar cuadros sagrados, con
visiones de Jesús, con lecciones de su verdad, con revelaciones de sus encantos
incomparables. Si así adornásemos la cámara de la memoria no consideraríamos
intolerable nuestra suerte. No hablaríamos de las faltas de otros. Nuestras almas
estarían llenas de Jesús y de su amor. No desearíamos dictarle al Señor el camino
por el cual [nos] ha de guiar. Amaríamos a Dios sobre todas las cosas y a nuestro
prójimo como a nosotros mismos.

Cuando el gozo del Señor esté en el alma, no podréis reprimirlo; desearéis contar
a otros acerca del tesoro que habéis hallado; hablaréis de Jesús y de sus
encantos incomparables. Deberíamos dedicarlo todo a él. Deberíamos educar
nuestras mentes para que se deleiten en las cosas que glorifiquen a Dios; y si
dedicamos a Dios nuestras facultades mentales nuestros talentos aumentarán, y
tendremos más y más habilidades para ofrecer al Maestro. Llegaremos a ser
canales de luz para otros (Review and Herald, 11 de febrero, 1890).

A medida que aprendamos de Cristo sabremos cómo mantener nuestra fuerza
espiritual, nos alimentaremos de la Palabra de Dios y tendremos la bendita
experiencia descrita por el apóstol con estas palabras: "A quien amáis sin haberle
visto, en quien creyendo, aunque ahora no lo veáis, os alegráis con gozo inefable
y glorioso" (1 Ped. 1: 8) 


* Elena G. de White: Matutina, En los Lugares Celestiales (1968); viernes 26 de abril 

No hay comentarios:

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...